Terapia con Ana

Amor, ¿cuáles son tus valores?

cuáles son tus valores

Amor, ¿cuáles son tus valores?

¿Por qué es tan importante conocer tus valores?

Autora: Ana Hidalgo

  • “No nos molestamos en conocer bien a nuestras parejas, en conocer sus valores, por eso las relaciones fallan”.

Esta ha sido la respuesta de una amiga al preguntarle sobre su opinión de por qué las relaciones de pareja fallan.

Como quizás ya sepas a estas alturas, pues ya llevamos un tiempito conociéndonos, me encanta indagar sobre temas que me preocupan y de vez en cuando realizo alguna mini encuesta a mis allegados, familiares, amigos, incluso clientes.

En esta ocasión quería compartir esta respuesta pues la considero muy acertada.

Acaso, ¿conoces los valores de tu pareja?, ¿conoces los tuyos propios?

Si te pidiese que escribieses en el chat tus 5 valores más importantes, ¿cuánto tiempo tardarías en pensarlos?

Por cierto, si tras leer el artículo te animas a compartir tus valores, estaré encantada de leerlos en los comentarios.

Pero vayamos paso a paso

¿Qué son los valores?

Los valores son las normas o ideas que rigen nuestros pensamientos o conductas.

Estas normas o ideas las entendemos como verdades fundamentales y de gran importancia para nosotros y nuestra manera de vivir.

Los valores engloban a su vez varias creencias relacionadas.

Por ejemplo, si para ti un valor fundamental es la familia, la considerarás como un pilar importante de tu vida.

Así mismo, tienes muchas creencias que te llevan a entender la familia de una forma determinada y no de otra.

Puedes pensar en la familia de forma amplia (como que son todas esas personas allegadas a ti que te brindan su apoyo, cariño y cuidado) o de forma más estricta (sólo son aquellos con los que compartes tus genes: padres, hermanos, primos…).

De igual modo, puedes creer, que es importante por unos motivos determinados. Por ejemplo, que sus miembros se apoyen incondicionalmente.

Como puedes sospechar, algunos valores se aprenden y pasan de generación en generación.

Sin embargo, conforme crecemos pueden ir cambiando, ajustándose a nuestras propias experiencias y forma de entender la vida.

¿Por qué es tan importante conocer tus valores?

Dado que los valores nos señalan lo que es importante para nosotros, y le otorga un valor a nuestra realidad (bueno/malo) nos llevará a pensar y comportarnos de una manera y no de otra.

En tanto en cuanto estemos más alineados con nuestros valores, más satisfechos con lo que hacemos, decimos y pensamos, nos sentiremos.

El conocer tus valores te llevará a poder elegir más fácilmente entre distintas situaciones.

Para ello, tan sólo tienes que preguntarte: ¿cuál de estas opciones es la que me permite estar más cerca de mis valores?

Lo mismo le ocurre a tu pareja, su tendencia será ser congruente con sus valores, pues le ayuda a sentirse bien,

La mayoría de sus pensamientos y comportamientos irán encaminados a ser congruentes con sus valores.

Conocer los valores de tu pareja te da una gran pista o ventaja para “predecir” su comportamiento en determinadas circunstancias.

Te pongo dos ejemplos de cine muy distintos:

  1. ¿Recuerdas la película “Lo imposible” con Ewan McGregor y Naomi Watts?

Esta película, basada en un hecho real, cuenta la experiencia de una familia que sufre las consecuencias de un tsunami.

¿Tú qué harías si ante una situación así tienes que escoger entre buscar a tu pareja o acompañar a tus hijos hasta un lugar seguro?

Y es que, no es lo mismo que lo prioritario sean tus hijos, tu pareja o la familia en conjunto.

Si el personaje de McGregor hubiese priorizado a sus hijos frente a la familia o su pareja, jamás hubiese dejado a sus hijos menores solos en medio de un país extranjero, y el desenlace hubiese sido muy distinto.

  1. ¿Qué me dices de la película “Heat” también conocida en Latinoamérica como “Fuego contra fuego”?

El personaje de De Niro decía “no admitas nada en tu vida que no puedas dejar en 30 segundos si la pasma te pisa los talones”.

Para él, la familia no era un valor, era una carga.

Reflexión sobre por qué es importante conocer los valores de tu pareja:

Hablar de valores con tu pareja es mucho más que preguntar si queréis o no tener hijos.

Es hablar de aquello que os mueve a vivir, pensar y actuar.

Me encuentro a parejas que discuten porque uno antepone su familia de origen a la familia que ambos están creando, o que lo prioritario es el trabajo, los amigos o el fútbol.

Cuando te decides a alinear tus valores con tu realidad, te das cuenta de qué fallos estás cometiendo.

También te ayuda a ser más sincero con tu pareja y contigo mismo.

Todo esto, a lo larga, lleva a un mayor entendimiento en la pareja.

Además, lleva a tomar decisiones más libres y no pedir/exigir al otro lo que no puede conceder van en otra dirección a sus valores o prioridades.

¿Cómo podemos conocer nuestros valores?

A través de la reflexión y la comunicación.

Ten en cuenta que, no sólo existen los valores éticos o sociales por los que se rige la sociedad.

También es importante meditar sobre otro tipo de valores como son los emocionales, o los económicos /pragmáticos.

Te animo a que indagues sobre los valores que mueven tu vida en las distintas áreas:

  • Personal (salud física y emocional, auto-conocimiento, auto-cuidado, optimismo…).
  • Económica/ laboral (éxito, libertad económica, seguridad, contribución, perseverancia…).
  • Social (familia, empatía, integridad, equidad, amistad, medio ambiente…).

Cuando tengas 3 valores por cada área, indica por qué son importantes para ti y ordénalos de forma global, de más a menos importante.

Esto te ayudará a saber si las distintas áreas tienen cierta equidad o hay alguna que sobresale más que otra.

Lo ideal sería tenerlas equilibradas, en la medida de lo posible.

Esto es, que tengas un huequito en tu vida para cada una de estas áreas.

De este modo podrás disfrutar de tus distintos roles: persona individual, trabajador, miembro de la sociedad (hijo, padre, nieto, amigo…).

Recuerda que el prestar excesiva atención a un lado supone restárselo a otra parte de ti que también es importante.

Ahora bien, cuando hayas aclarado todos tus valores y los motivos de su importancia, compártelos con tu pareja y pídele que haga lo mismo, que te comparta los suyos.

Entre ambos, podéis ayudaros a ver cuáles de vuestras acciones y pensamientos están desalineados con vuestros propios valores y os están impidiendo vivir acorde con vuestras creencias.

También sería interesante que entre los dos descubrieseis qué valores tenéis en común como pareja y, en casa de tener hijos o querer tenerlos, cuáles queréis transmitirlos.

Una vez que los tengas, ¿te animas a compartirlos en los comentarios?

Sobre la autora:

“Soy Ana Hidalgo, psicóloga de profesión y persona como tú, con grandes experiencias tanto a nivel personal como profesional.

Me dedico a ayudar a personas a superar situaciones difíciles y salir fortalecidas de ellas.

Si quieres recibir semanalmente artículos sobre amor, desamor y relaciones en general, suscríbete gratis a mi blog en terapiaconAna.com”.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *